este blog la web

miércoles, 2 de junio de 2010

"Alas" - Martín Nicolás Vargas.

Hoy les dejo un pequeño cuento de alguien que quiero muchísimo y que me banca todas mis pavadas y boberías. Nos conocimos gracias a mi blog y ahora tengo el placer de publicar uno de sus cuentos en mi espacio. Gracias por confiar en mi. No dejes de escribir.
Martín es mi editor oficial. En esta ocasión, cambiamos roles y yo lo edité a él. Espero que les guste tanto como a mi.
"Alas"

Sus ojos demostraban seguridad. Mostraban una completa convicción. No se permitía fallar. Tomó un profundo respiro y se lanzó al vacío.

Desplegando sus alas en mitad de la caída, planeó a lo largo de ese gran cañón rodeado de vegetación exuberante y por demás hermosa. El silencio, que inspiraba calma, inundaba todo desde aquella altura.

Por primera vez sentía el viento entre sus plumas. Algo inimaginable y sumamente placentero. Al fin lo había logrado. Se sentía realizado. Más allá de todas las expectativas, él surcaba los cielos libre al fin.

Se dejó llevar por las corrientes de aire con calma. No necesitaba llegar a ningún lado. Sólo quería volar.

Llegó a alturas que jamás había imaginado. Desde allí el cañón mostraba su mejor perfil. Se podía apreciar en su totalidad; cada rincón era visible. Se sentía todopoderoso, como nunca antes.

Cuando volvió a tierra, luego de un largo rato acariciando las nubes, sus ojos expresaban sus más profundas emociones.

Se sentó al borde del cañón a contemplar el ocaso, que celebraba junto a él su gran hazaña.

Martín Nicolás Vargas

7 comentarios:

Cllarisse McClellan dijo...

Que hermoso cuento...
Felicitaciones al autor!

chicosoquete dijo...

Recordemos esta vez a juan salvador que una vez se tiró de muy alto y se hizo pomada contra el agua.

Que bicho feo el ave.

Patty dijo...

Cllarisse McClellan: ¡muchas gracias! Supongo que Tincho leerá tu comentario. Yo te agradezco por adelantado.

chicosoquete: me vino a la mente "Juan Salvador Gaviota" apenas lo leí. Voy a recomendarle esa lectura en caso que desconozca el libro de Richard Bach.

OTROS COMENTARIOS:
Bender Rodriguez, desde Facebook:
Hay un errorcito ahí en la primera linea o es intencional?"No podía permitirse permitía fallar."No le resta nada a el cuento (Ya puse que me gusta ahí, con el pulgarcito pa´rriba del feisbú) pero capaz que falta o sobra alguna palabrilla por esos lares.

Te cuento, mi querido, que es culpa mía por andar editando cuentos de otro sin ser buena en eso. (Porque Martín me había dado permiso para hacerlo ^^) Pido disculpas por mi error. Gracias por notarlo. Ya lo corregí.

Gabriel, desde msn:
No podía permitirse permitía fallar????
Es asi.. o fallaste como editora?

Si, me equivoqué. Pido disculpas otra vez. Lo de editor te lo dejo a vos, Tincho, que sabés más que yo. Gracias por la corrección.

Patty dijo...

¡Falta mi comentario! Tincho, ya te dije que ME ENCANTA cómo escribis. Mi blog no sería lo mismo sin los hermosos comentarios que dejás. "La Guadaña" te debe muchísimo.

Se nota que sos bueno escribiendo. Transmitís muchas ideas y sentimientos a través de tus palabras. Me alegra muchísimo poder publicar uno de tus cuentos acá y me sentiría honrada de poner más cuando vos quieras. Mi blog es tan mio como tuyo.

Gracias por haberme obsequiado tu amistad.

Anónimo dijo...

Hola che, soy Darko. Bueno man, la verdad esto si que es poesía, hace falta gente que sepa exponer el buen lenguaje como vos.

Saludos y nos vemos ;)

Belle Lee dijo...

Hermoso, no tengo otra palabra para describirlo.
Saludos!

pepitos dijo...

simplemente quiero agradecerles a todos los que comentaron mi escrito aqui publicado. sus opiniones son valiosas para mi, y me motivan para seguir escribiendo.
De mas esta decir que te agradezco muchisimo paty por acceder a publicar mi cuento (mas alla de los errores de edicion jeje). significa mucho para mi.
El que quiera esta invitado a leer mi blog, para seguir leyendo lo que escribo (no se emocionen, no tiene cosas tan buenas como lo publicado aqui, pero safa je)

Un saludo cordial a todos los que comentaron y a los que lleguen a comentar en un futuro.

muchas gracias:
Martin Vargas.